Jávea.com | Xàbia.com
Buscador

La Plana de Jávea: dónde está, qué ver y qué hacer

01 de noviembre de 2020 - 01:00

La Plana o Les Planes de Xàbia son una zona situada entre el Montgó y el Cabo de San Antonio: el altiplano por el que el Montgó va descendiendo hasta que llega al mar. La Plana es una parte de Jávea con entidad propia, con un paisaje y unas costumbres diferenciadas.

Para obtener la mayoría de la información, hemos recurrido a la obra de Ferran Zurriaga i Agustí, "La Plana, terra del llebeig", editada por el Ajuntament de Xàbia.

Dónde está y cómo llegar

La Plana se extiende entre el Montgó al oeste, los barrancos y el mar al norte, el faro y el Cabo de San Antonio al este, y los molinos al sur. Dentro de zona de La Plana hay varias "subzonas": la parte central es la la Plana de San Jerónimo (Plana de Sant Jeroni), a los pies del Montgó, la Plana Justa, y a medida que se baja hacia el mar, la Plana de la Creu, la Plana del Degollat y entrando en el término de Dénia, la Plana de la Torre.

Para llegar hay que tomar la carretera de Jávea a Dénia, y coger el desvío hacia el Cabo de San Antonio, que es como la "calle mayor" de La Plana.

Características

El paisaje se compone principalmente de pinos, cipreses y almendros. Con mucha piedra, presente en la arquitectura de las casas, en los muros, en las acequias, en los márgenes de los caminos. Las casas no se enlucían, así que la piedra era vista. La silueta del Montgó, siempre vigilante, también forma parte importante del entorno, junto con el mar y los acantilados.

Qué ver

En esta zona de Xàbia hay una serie de lugares clave que vale la pena conocer. Hacemos una lista y una pequeña explicación de cada uno.

Los molinos

Hay 11 molinos de viento, de los cuales, tres son municipales. Su función era moler trigo. Uno de ellos es del siglo XIV, y los demás son del siglo XVIII. Tienen forma de grandes cilindros de aproximadamente siete metros de altura y seis metros de diámetro. Constan de dos plantas: la planta baja se utilizaba como almacén, y la alta era donde se molía. Este nivel superior estaba sostenido por una bóveda de tosca que albergaba los mecanismos de madera carrasca que movían las muelas de piedra y soportaban las aspas. Todo esto desapareció a finales del siglo XIX. Ahora mismo los puedes ver, pero sin cubierta y como hemos dicho, sin aspas.

El faro

El faro del Cabo de San Antonio es el gran vigilante de esta zona. Esta construcción no es visitable de momento, pero está en proyecto convertirlo en centro de interpretación de la Reserva Marina y del Parque Natural del Montgó.

El cabo y la reserva marina

El Cap de Sant Antoni es un cabo emblemático, uno de los puntos más al este de la Península Ibérica, superado por el Cap de la Nau. Sus acantilados se elevan más de 150 metros sobre el nivel del mar y a sus pies se encuentra la Reserva Marina del Cabo de San Antonio.

El Monasterio de Nuestra Señora de los Ángeles

El Monasterio de la Plana tiene una larga historia de reconstrucciones y remodelaciones. Fue un centro de espiritualidad que congregó a una comunidad de jerónimos en el siglo XIV, que ya estaban instalados en La Plana, concretamente en las paredes del cabo, en las llamadas Coves Santes.

El cuartel de carabineros

La Plana es un lugar estratégico desde el que se puede controlar una gran extensión de la costa. Por eso, para vigilar el contrabando y que no hubiera desembarcos, se instaló este cuartel aquí en el siglo XIX. Prácticamente cada familia planera tenía un carabinero entre sus miembros. Pero quedó en desuso a partir de 1940, cuando los carabineros se integraron en el cuerpo de la Guardia Civil. En la actualidad está en ruinas, pero ha sido adquirido por el Ayuntamiento de Xàbia para darle un nuevo uso.

Los hornos de cal

La cal ha sido utilizada hasta hace relativamente poco tiempo (mediados del siglo XX), como material de construcción y para pintar y desinfectar las paredes. Hasta ese momento, había contabilizados en Jávea 54 hornos de cal, 10 de ellos en La Plana. Ahora mismo, los hornos de cal que se pueden visitar son solo cuatro, y dos de ellos están en La Plana: el horno de Les Faroles, llamado así porque estaba cerca de la casa de la familia que se encargaba del faro, y el molino de La Plana.

El funcionamiento era el siguiente: el interior del horno se llenaba de leña, y se quemaba piedra caliza hasta que se convertía en óxido de calcio, conocido como cal viva. El calciner vigilaba este proceso día y noche para mantener el fuego.

Qué hacer

Rutas senderistas

  • Ruta de la Torre del Gerro a los Molinos: esta ruta es un itinerario corto y asequible. Sale desde Dénia y recorre La Plana hasta los molinos. Aquí tienes más detalles.
  • Ruta desde el Puerto de Jávea a la cima del Montgó: este itinerario recorre toda La Plana y es mucho más largo y complicado, porque llega hasta la cumbre del Montgó. Descubre toda la información.

Además, el Departamento de Turismo de Xàbia organiza rutas. Tienes más información llamando a las Oficinas de Turismo: 965794356, 965790736 y 966460605.

El área recreativa de la Plana de Sant Jeroni

Se trata de un merendero en pleno Parque Natural. Está en el lado izquierdo de la carretera de La Plana, en sentido al faro. Es una zona de picnic con mesas, muchas a la sombra. Hay una fuente y se pueden contemplar unas vistas preciosas.

Fiestas propias

Alrededor del 2 de agosto, el día de Nuestra Señora de los Ángeles, se celebran las fiestas de La Plana. Lo más característico, la romería y las cenas de hermandad.

1 Comentario
  1. Godofredo dice:

    El cuartel de carabineros estuvo en activo, al menos, hasta principios de los 50 y allí vivían dos o tres familias de guardias civiles; yo pasaba por allí y les saludaba, en mis excursiones a la Cova Tallá y als barrancs dels Castellets, la Rabossa, etc. Eran paseos muy bonitos, agrestes y con vistas al mar preciosas y al final desembocas en éste.
    La vegetación ha cambiado mucho, entonces habían menos pinos, más bien escasos, y sí mucha planta aromática, Romero, Lavanda, Tomillo, etc., también había mucha Mora Silvestre y muy buena; y abundaban los bancalitos con almendros y viñas muy variadas, una, en particular, me llamaba la atención porque producía una uva de granos gruesos y color rojo tirando a fresa, que no era muy sabrosa pero sí muy vistosa. Los hornos de cal funciónaban y el combustible eran las matas de por sus alrededores, lo que propiciaba a la limpieza del monte. Se veía algún que otro pequeño rebaño de cabras, más de una zorra y lagartos muy grandes que llamaban fardachos (y que hace años que no veo). He pasado tormentas de agosto con rayos y truenos que te hacían saltar en vilo y las gentes nos metíamos en las casitas muertos de miedo, porque los tenías a dos palmos de tu cabeza. Los «planeros» se conocían y trataban entre ellos, algo así como una casta y el punto de reunión era la ermita, especialmente el domingo.
    En fin, viejos recuerdos de mis estancias en La Plana en casa de mi tío Ximo que era el más planeo de todos.


28.081
1.891
8.110
593
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.