Jávea.com | Xàbia.com
Buscador

Abandonar Ucrania: las vivencias de la guerra y cómo huir hasta llegar a Xàbia

12 de marzo de 2022 - 06:10

Desde hace algo más de 15 días, huir de Ucrania es la lucha de millones de personas. La guerra iniciada por Rusia contra Ucrania el pasado 24 de febrero ha dejado en estado de shock a miles de ciudadanos y no sólo ucranianos.

Los bombardeos, la destrucción de la ciudad y el avance de las tropas rusas por acabar con el país provocó y provoca un gran miedo entre todos los habitantes de Ucrania. La lucha por huir a otro país formó el caos en las calles. Millones de personas, habitantes del país ucraniano, buscaban y buscan decenas de alternativas para escapar o encontrar un refugio más seguro.

Desde el otro lado, las familias emigrantes, movían cielo y tierra para poder traer a sus allegados a un lugar seguro o al menos salvaguardarlas de la zona de conflicto.

La huida de Kiev hasta Xàbia

Sergio, un ucraniano, vecino de Xàbia, nos cuenta como vivió estos momentos y la desesperada odisea por traer a su hija a casa. Sergio vive en nuestra localidad desde hace unos años junto a su mujer, pero en Ucrania tiene a toda su familia, padres e hija que realizaba los estudios de medicina en Kiev. Desde que estalló la guerra, ambos pasan nervios, miedo, llamadas y noches sin dormir en busca de opciones por intentar traer a la familia, llegando a optar por ir en coche desde Xàbia a por su familia.

Su hija se encontraba asustada en un piso de estudiantes, oyendo el bombardeo a pocos kilómetros y sin saber que hacer. Las calles de Kiev eran un caos de gente corriendo en busca de refugio. A través de amigos, consiguen que la joven sea sacada de Kiev en coche y llevada hasta el pueblo de sus abuelos. A partir de ahí se inicia la lucha por subir a cualquier medio de transporte que te lleve a las afueras del país.

Trasbordos de tren y autobús, miedo e inseguridad durante varios días fue lo que vivió esta joven estudiante hasta llegar a Valencia y reunirse con su familia.

Tania y la impotencia de no poder hacer nada

En el otro lado de la historia tenemos a Tania, una mujer ucraniana, residente en Xàbia desde hace más 20 años, que sufre la crítica situación de su madre que vive a 70km de Chernóbil. "El estado de salud de mi madre impide que pueda huir de Ucrania. Tiene 75 años y no anda bien, por lo que es imposible que llegue a los búnkeres", nos cuenta Tania con preocupación.

Tania nos indica que su ciudad está totalmente destruida, "de 31 colegios, han destruido 20, llegando a morir 16 niños, según he leído en la prensa". Tania añade que "no tienen ni luz ni calefacción y mi madre está soportando temperaturas de 5º en el interior de la casa y -10º en la calle. Sólo hago que decirle que se abrigue. Duerme con varias mantas en la cama, pero la situación es crítica".

Esta residente ucraniana explica que ante la imposibilidad de huir de la ciudad ante la falta de ayuda y posibilidades; con la ayuda de unos vecinos han habilitado el interior de una cafetería cerca de la vivienda como búnker intentando así resguardarse al máximo en las horas de bombardeo, "pero mi madre, por su edad y estado de salud necesita al final tener que acostarse en una cama, por lo que con miedo intenta descansar unas horas en su casa ante el ruido de las bombas". En el búnker convive con más familias entre ellas con 11 niños de entre 11 y 2 años, "por lo que el día a día, aunque se está en compañía también se hace difícil para una mujer mayor", indica Tania.

8 horas de espera para conseguir pan

En cuanto a la llegada de alimentos a esta ciudad también es una dificultad. Hasta 8 horas de cola de espera, con temperaturas bajo cero, hizo la madre de Tania, después de 13 días sin salir de casa, intentando sobrevivir con todo lo que se tenía congelado, para conseguir pan. "El bombardeo se encontraba en otra parte de la ciudad y aprovecharon todos para salir a por alimento. La suerte es que no había límite y consiguió obtener varias barras de pan", señala esta ucraniana residente en Xàbia.

Sin noticias de familiares

Asimismo, otros familiares de Tania intentaron escapar rumbo a la frontera con Rumania, "pero llevamos seis días sin noticias de ellos. Los corredores están bloqueados. Han de cruzar bosques, esconderse bajo coche y esperamos que la falta de noticias no sea una mala noticia sino por falta de medios", reseña Tania que lo único que le queda en la actualidad desde Xàbia es la esperanza de que acabe este conflicto cuanto antes y mantener el contacto diario con su madre.

3 Comentarios
  1. No todo es tan fácil dice:

    Una pena todo esto. Ojalá acabe pronto.

    Una alegría para Chulvi, así la gente no crítica tan directamente todo el rato la nefasta gestión de TODO.

    ENHORABUENA ALCALDE!

  2. Anónimo dice:

    Qué dolor leer estas historias, esto es una locura, mucho ánimo para las familias, esperamos que puedan encontrar medios para traer a sus familiares y, sobretodo, que se termine todo esto


28.803
1.974
8.829
757