Historia de Javea: Época Medieval (Siglos XI – XIV)

Carroz, señor de Rebollet y conquistador de la Marina, fue encargado por Jaime I de repoblar las tierras recién incorporadas.

Hoy se sabe que el proceso repoblador fue un fracaso, especialmente durante los primeros años. Habrá que esperar a que terminen las revueltas de Al Azraq, caudillo musulmán que hostigó toda la comarca, para que se inicie la llegada de pobladores cristianos.
PACTO DE LA JOVADA (O Del «POUET»).
«A primeros de abril de 1244 el Rey de Aragón se lanzó, por consiguiente, a intentar con AI-Azdraq un compromiso que facilitara la reconquista de Denia y evitara en lo posible el derramamiento de sangre.

Para ello, valiéndose de la buena amistad que unía al infante don Alfonso con el prestigioso arráez, enviole a éste una nutrida embajada de paz, compuesta por el mismo real primogénito y por los distinguidos caballeros don P. Maza, don Guillermo Hugo, don Pedro Sanz Gyerren, don Raymundo de Montpeller y el militar don Gonbaldo.

El día 15 llegó la comisión al castillo de Beni-Zelim, a donde Al-Azdraq salió a recibirla, tributándole el agasajo que la nobleza del buen amigo e hijo del Rey Conquistador merecía.

Desde Beni-Zelim se trasladaron todos juntos a Alcalá de la Jovada, en cuyo castillo señorial se hospedaron los comisionados y se ofrendó al Infante obsequioso rendimiento tanto de la servidumbre del jeque como de los habitantes del valle.

Don Alfonso explanó los deseos de su padre encaminados a evitar la guerra, y propuso a Al-Azdraq la estipulación y firma de un compromiso amistoso entre ambas partes.

A la mañana siguiente, 16 de abril de 1244, fiesta de santa Engracia de Zaragoza, en el bello paraje de Saltes, apud puteulum, junto al pocito, bajo frondosos pinos, entre hierbabuena y floridos romeros, se concretaron las bases, se redactó el documento en castellano y en árabe, y fue éste testificado por los caballeros acompañantes del Infante y por los alcaides del valiato, sellándose a un tiempo con el de don Alfonso y con el de Habu Abdala Ibn Hudáyl.

Con este trascendente «Pacto de la Jovada» finalizaba de derecho una de las más importantes eras en la historia de La Marina Alta, concluía oficialmente para ella la dominación árabe y daba comienzo una nueva y bien señalada época. 108

En el Pacto, Al-Azdraq se reconoce vasallo del infante don Alfonso y le entrega los ocho castillos mayores de sus dominios, con todas las respectivas fortalezas menores, alquerías, términos, pastos y cuanto les pertenezca.

Pop y Tárbena se los entrega inmediatamente y sin condiciones.

Sobre Alcalá y Perpuxent, por ser herencia familiar, suplica queden en propiedad privada para él, para sus hijos y para su linaje posterior, a cuyo favor tiene la voluntad.

En cuanto a los restantes -Margarida, Queirola, Castells y Gallinera- pide disfrutarlos todavía durante los tres años próximos, pero percibiendo solamente la mitad de las rentas; la otra mitad quiere que entre inmediatamente en posesión del Rey. Y transcurridos los tres años, que el dominio absoluto de los cuatro dichos castillos y la totalidad de sus respectivas producciones se agreguen para siempre a la Corona de Aragón.

Se compromete además Al-Azdraq a ayudar al Monarca en la reconquista de las tierras del Sur en dirección a Alicante y Murcia, y a que la renta de cuantos castillos tome en los tres años al caer, sea mitad para el Rey y mitad para él.

Don Alfonso, por su parte, acoge a Al-Azdraq «por mio amado et mucho alto et muy onrrado et mio fiel vassallo», recibe los castillos de Pop y Tárbena, concede los de Alcalá y Perpuxent como se le había pedido «a vos et a todo vuestro linaje, por dar, vender, enpenar et per fer delos toda vuestra voluntad», y le otorga por tres años las rentas de las alquerías de Ebo y Tollos, jurando que mientras Al-Azdraq sea su vasallo según lo convenido, no faltará él a lo estipulado.

De esta manera, Al-Azdraq aseguraba la paz de su señorío, y el Conquistador podía emprender la lucha contra Denia siguiendo la reconquista del litoral con menos enemigos, sin temer las fortalezas y los montes de Pop y Gallinera, y con nuevas facilidades para sus huestes.

En el castillo de Pop puso por alcaide, sin perder tiempo, a Pedro de Altafulla, y en los demás fuertes subyugados, otros castellanos de su entera confianza. 109

108 La «jovada». o «yeguada» era una medida agraria equivalente a 20.800 pies cuadrados.Se suponía que una yunta de bueyes la podía arar en un solo día. El puteulum junto al cual se firmó el Pacto de la Jovada es lo que ahora se llama el ponet, de donde sale el agua que hay en la plaza de Alcalá. Está a unos cuatrocientos pasos al Sur de la población, hacia la mitad de la cuesta de Saltes.

109 Incluyo el texto íntegro del Pacto de la Jovada en el Apéndice documental, núm. 1. Se conserva escrito en árabe y en castellano. Del castillo de Tárbena -que se dice de Tarbana en el Pacto- todavía quedan ruinas. También quedan del de Margarida -que se dice MaTgarita-; del de Queirola -que se dice Churolas- situado en el término y al oeste de Alcalá, cerca de Benihaya ; del de Castells -que se dice Castiel-, y del de Gallinera -que se dice Galin.era- llamado también al presente de Benirrama o de Boronat, situado al oeste del valle de Alcalá, inmediato al pueblo de este nombre. El castillo de Borbuchent es el del valle de Perpuchent o Perpuxent. Los árabes no tienen p y la suplen con la b, «

Del Libro :“Alcalalí”  Joaquin Mestre Palacio  1.970

La falta de restos musulmanes en el solar de la actual Xàbia, parece indicar su origen cristiano, como lugar donde fueron concentrándose los recién llegados, mientras que los musulmanes mantuvieron su hábitat disperso por todo el valle.
El primer documento referido a Jávea-Xàbia está datado en 1258, según el cual, el sobrino de Carroz, compra seis jornales de tierra en el valle de Jávea, pero es a partir del siglo XIV cuando realmente empieza a parecer como un lugar concreto de población: en 1301 el rey, Jaume II, ordena que los habitantes de Dénia se trasladen al albacar del castillo (recinto amurallado) a la vez que prohibe a los de Jávea continuar la torre que estaban construyendo, con el fin de concentrar todas las fuerzas en Dénia.
Jávea-Xàbia aparece como una alquería, incluida en el término de Dénia, de la que depende administrativamente y judicialmente.
En 1.304 seis naves norteafricanas arrasan y queman el valle es por este hecho que
Jaime II cambia de opinión sobre la fortificación de Jávea-Xábia, ya que existía la necesidad de mantener un baluarte defensivo en el término. En 1306 aún no se habían terminado las obras y finalmente, en 1308, el rey ordenaba apremio a los habitantes de la alquería para que acabaran la obra rápidamente bajo la amenaza de ser trasladados a Dénia.
El desarrollo de Jávea hizo que pronto sus pobladores desearan una autonomía municipal, y en marzo de 1.321, solicitaban y lograban del rey tener un subjusticia propio, aunque dependiente del de Dénia.
Poco tiempo le quedaba a Xàbia-Jávea de ser un lugar de realengo. En 1.323 el infante Pere de Ribagorça devolvía a su padre, el rey, la villa de Crevillente, recibiendo a cambio Dénia y Jávea.
A partir de estos momentos se inicia un proceso en el que Pere de Ribagorça poco a poco, irá convirtiéndose en señor de toda la Marina, que termina el día de Navidad de 1.355 en que el rey Pere «el Ceremonios» crea el condado de Dénia, para su primo Alfons d’Aragó, hijo de Pere.
Los pleitos por competencias entre Dénia y Jávea fueron continuos.
Tradicionalmente se ha considerado 1.396 como el año en que Xàbia logró su término municipal. La verdad es que en 1.403 cuenta con Consell propio y con un total de 204 fueros obligados a pagar el «morabatí».
Muerto el II conde de Dénia, sus bienes pasaron a Joan de Navarra, hermano y sucesor del rey Alfons el Magnànim, el nuevo señor, bien por donación o por venta, desmembró el antiguo condado. Dénia y Xàbia-Jávea pasaron a manos de los Rojas de Sandoval en 1.432, familia que mantuvo su dominio, a pesar de los intentos de reincorporarse al dominio real de ambos lugares, hasta el final del régimen señorial.

Artículos Relacionados

Comentarios en "Historia de Javea: Época Medieval (Siglos XI – XIV)"

(Necesario)

26.478
1.727
5.079
449
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.