Opinión Josep Femenia: “Un gobierno responsable frente a una oposición dimitida”

El pleno del miércoles fue, sin duda, uno de los más importantes de la legislatura. Iniciamos el camino para regularizar las antenas del Puig de la Llorença.

Ningún equipo de gobierno había afrontado hasta los problemas históricos deusurpaciones, ocupaciones y la necesaria preservación de un enclave de gran valor natural y paisajístico. Ninguno. Anoche creamos una comisión técnica y política que nos va a permitir conocer a fondo la realidad urbanística y medioambiental de la cima del Puig de la Llorença. Es ahí donde nosotros podemos actuar. Y lo vamos a hacer. Y, por supuesto, somos los primeros interesados en que el organismo competente de la Generalitat Valenciana resuelva los conflictos de uso del espacio radioeléctrico.

En el pleno también nos aseguramos que en 2019 la Diputación de Alicante nos conceda una subvención para construir el centro sociocultural que nos situará en la escena cultural de la Marina Alta y la Comunitat. Esa infraestructura dinamizará la vida social y cultural de nuestro municipio. Es un proyecto estratégico para este equipo de gobierno.
Estos dos acuerdos sitúan muy bien nuestra acción de gobierno. Estamos por un desarrollo sostenible y respetuoso con el medio ambiente, por desatascar problemas históricos y por dotar a nuestro municipio de infraestructuras públicas que nuestros vecinos reivindican y que van a contribuir a generar riqueza social, cultural y también económica. No debemos obviar que un auditorio para 300 espectadores, que es el que tendrá nuestro centro sociocultural, atraerá a público de toda la comarca que descubrirá otras fortalezas de nuestro pueblo, como su precioso casco urbano, su oferta gastronómica o su comercio tradicional.

Creo que estos proyectos son transformadores e ilusionantes. Como alcalde, estoy muy orgulloso de que este ayuntamiento, en una legislatura de inestabilidad política, alcance los “quorums” necesarios (ojalá fueran consensos totales) para impulsar estas iniciativas y otras igualmente clave, como la del nuevo plan general estructural en el que ya estamos trabajando.

De ahí que me resulte descorazonador observar cómo la oposición ha “dimitido”. Sí, asistimos a la “dimisión” oficiosa y lamentable de los concejales de Compromís, de Toni Colomer y de los independientes de Nieves García. Los tres concejales asistentes votaron “no” a todo en una estrategia de bloqueo que únicamente busca minar al gobierno local. De la pinza han pasado al bloqueo y a enrocarse en la crítica vacía. Es deprimente ver cómo sistemáticamente la oposición bloquea proyectos que son fundamentales para el pueblo, como el asfaltado o la construcción del Centro Cultural, cuando tenemos unas arcas municipales saneadas y en la mejor situación financiera de la historia en El Poble Nou de Benitatxell.

Tengo la impresión de que todo su plan de gobierno era asaltar el poder con la moción de censura. Compromís la impulsó y luego renegó bochornosamente.

Incumplió los pactos antitransfuguismo y de lucha contra la corrupción. Intentó llegar al poder a cualquier precio. Y cuando vio que la maniobra era ilegal se bajó del barco y salvó el pellejo (la expulsión) de una forma vergonzante.

Compromís y sus socios de oposición han intentado desgastar con denuncias a la fiscalía (las antenas del Puig de la Llorença) y con hojas repartidas casa a casa repletas de mentiras. Este gobierno ha respondido a las falsedades con
gestión y trabajo diario. Por supuesto que el Ayuntamiento está ingresando el ICIO del centro educativo internacional Lady Elizabeth School. Los plazos estaban fijados y se están cumpliendo. Y este gobierno también quiere solucionar conflictos históricos como el de las antenas. De ahí que haya creado una comisión que analice con detalle la situación urbanística y medioambiental, pese a los votos en contra de la oposición, y que haya iniciado también el expediente para recuperar el suelo que ahora ocupa la empresa concesionaria de la AP7 (por cierto qué paradójico es que Compromís se oponga a ese expediente y luego pida que se libera la autopista que explota esa misma mercantil).

Una comisión nos va a ofrecer soluciones viables y que nos evitarán pleitos con las empresas. Debemos ser sumamente escrupulosos. Representamos a una institución y a un pueblo y lo que nos piden nuestros vecinos es que resolvamos problemas en lugar de crear más.

De cualquier forma, este alcalde y este equipo de gobierno van a trabajar sin descanso hasta el último día de legislatura. Seguiremos impulsando proyectos importantes, negociando subvenciones y, sobre todo, trabajando para nuestros vecinos. Nosotros no vamos a dimitir de nuestras responsabilidades de gobierno.

Josep Femenia. Alcalde del Poble Nou de Benitatxell

Artículos Relacionados

Comentarios en "Opinión Josep Femenia: “Un gobierno responsable frente a una oposición dimitida”"

*

23.424
1.349

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.    Cerrar