El grave problema de la obesidad en el S.XXI

La obesidad se considera la epidemia del siglo XXI. No en vano la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha alertado frente a una crisis de obesidad en los próximos años, colocando a España en una preocupante situación. En 2030 se estima que el 70% de los adultos tengan sobrepeso y el 30% sean obesos.

Para definir el sobrepeso y la obesidad se utiliza comúnmente el IMC o índice de masa corporal. Se calcula dividiendo el peso en Kg entre la altura en metros al cuadrado. Se dice que alguien tiene sobrepeso cuando su IMC está entre 25 y 30. Hablamos de obesidad con IMC superiores a 30. Un IMC superior a 40 implica tener obesidad mórbida.

Es importante también tener en cuenta el perímetro abdominal ya que matiza el IMC y alerta sobre el exceso de grasa intraabdominal lo que se asocia con un elevado riesgo cardiovascular. Un perímetro abdominal por encima de 102 cm en hombres y de 88 cm en mujeres indica riesgo elevado.

La obesidad supone un factor de riesgo en sí misma y provoca problemas de autoestima, movilidad, relaciones socio laborales y trastornos sexuales. El 80% de los obesos presentan algún tipo de patología asociada siendo las más frecuentes la diabetes tipo II, dislipemia, hipertensión arterial, cardiopatía isquémica, apnea del sueño y trastornos articulares entre otros. Puede tener también un papel en el cáncer de mama, endometrio, próstata, colon y recto. La esperanza de vida se acorta en 5-7 años con IMC entre 30 y 40 y en 10 años con IMC mayor de 40.

Dr. Bordallo

En éstos casos se ha demostrado que los métodos conservadores (dieta, ejercicio, tratamiento médico) no son suficientes siendo la cirugía bariátrica o cirugía de la obesidad eficaz para la pérdida y control del peso así como la remisión parcial o total de las enfermedades asociadas. Hoy día la cirugía está indicada en IMC superiores a 40 (obesidad mórbida) o bien en IMC mayor de 35 con alguna enfermedad asociada. El caso de la diabetes tipo II merece mención aparte ya que se ha visto que la cirugía logra mejorar o curar la diabetes hasta en el 80% de los casos por lo que se están realizando cada vez más intervenciones para controlar la diabetes en pacientes con IMC menores de 35.

En cuanto a las técnicas quirúrgicas hoy día se emplean mayoritariamente dos. El By-pass gástrico que ha sido hasta hace poco el “gold standard” o la técnica de referencia con la que comparar todas las demás y la gastrectomía vertical o “manga gástrica” (sleeve gastrectomy) que consiste en extirpar el 80% del estómago aproximadamente. Ésta última tiene cada día más adeptos ya que es más rápida, no necesita de empalmes, tiene menos complicaciones y parece igual de efectiva. Ambas se hacen por laparoscopia o cirugía mínimamente invasiva reduciendo drásticamente las molestias y la estancia hospitalaria.

En la clínica San Carlos estamos en condiciones de ofrecer esta cirugía, contando con el equipo multidisciplinar necesario.

La vertiente médica está dirigida por la Dra. Maria Carmen Mafé, especialista en Medicina Interna con especial dedicación a la endocrinología y nutrición. El aspecto quirúrgico  está dirigido por el Dr. Alberto Bordallo, especialista en Cirugía General y Digestiva con más de 20 años de experiencia en cirugía laparoscópica avanzada y que cuenta con la colaboración especial del Dr. Raul Cánovas, experto en cirugía laparoscópica de la obesidad. Ambos son miembros de la Seco (Sociedad Española de Cirugía de la Obesidad).

Dr. Alberto Bordallo, especialista en Cirugía General en Policlínico San Carlos

Artículos Relacionados

Comentarios en "El grave problema de la obesidad en el S.XXI"

*

21.021
1.201

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.    Cerrar