Jávea.com | Xàbia.com
Buscador

La historia de los xabieros Iván Bisquert y David Donate: su reto, el Ironman

15 de agosto de 2023 - 00:52

¿Qué cosas se deben hacer, al menos, una vez en la vida o antes de morir? Esta es la típica frase o lista que muchas personas se plantean hacer para vivir nuevas experiencias. Cada persona tiene sus objetivos, pero en ocasiones, las casualidades te hacen llevar a cabo otros retos.

Esta es la historia de Iván Bisquert y David Donate. Dos jóvenes de Xàbia, amantes del deporte, que han optado por vivir una de las pruebas deportivas más duras dentro del triatlón, el Ironman: 3,86 km de natación, 180 km de ciclismo y 42,2 km de carrera a pie.

Su destino fue Tallinn, Estonia, donde llegaron el pasado 2 de agosto para disputar el día 5 de la gran prueba. Después de un duro año de preparación, en el que han dedicado entre 15 y 17 horas semanales al entrenamiento, Bisquert y Donate pisaban la ciudad que haría realidad su reto personal.

Iván y David estaban juntos en esto, pero cada uno tenía una motivación diferente. Para Iván, aficionado a los triatlones, era su segundo Ironman, (el primero fue en Whistler, Canadá) "y mi objetivo es hacer el triplete y último, dentro de tres o cinco años, antes de llegar a los 50, con amigos".

En cambio, para David, atleta de carreras de montaña, éste era su primer Ironman. Una prueba que nunca se planteó hacer, pero que forma parte de las experiencias que había que vivir antes de los 50. "En estos momentos no está en mi mente hacer otro, pero no sé si podría cambiar de idea", señalaba Donate.

Y es que, como hablábamos al inicio de este reportaje, las casualidades de la vida han hecho que estos dos jóvenes sean 'hombres de hierro'. Para ninguno de los dos, cuando se adentraron en el mundo del deporte, su objetivo era hacer un Ironman, pero a lo largo de la vida, la motivación por parte de amigos ha hecho que vivan esta experiencia juntos.

Tallinn: la dura prueba

La prueba de Tallinn ha sido dura pero bonita y llena de risas y anécdotas. Ambos fueron finisher. Iván pasó la línea de meta tras 11 horas 26 minutos y 55 segundos de esfuerzo. David lo hizo después de 12 horas 48 minutos y 17 segundos. Tiempos que muestran la dureza de la prueba pero la gran voluntad de ambos por seguir adelante. Los dos cuentan que la prueba de natación y bici fue bien, terminando cada segmento con buenas sensaciones, llegando el momento difícil en la prueba de la carrera a pie. El cansancio ya se hacia sentir alrededor de los 20 km, pero ahí estaban los ánimos de su amigo y compañero Jaime Ortuño y su mujer Kika.

"Verlos en cada vuelta, animándonos y haciendo que las fuerzas no decayeran, era lo que nos hacía seguir adelante", dicen los atletas, quienes añaden que "el circuito de bici y carrera era circular, por lo que nos motivaba pensar en cada vuelta que volveríamos a pasar por el punto donde estaban nuestros amigos para llenarnos de energía y transmitirnos fuerza con la música y los gritos".

La anécdota

Pero antes de vivir esta experiencia, los xabieros vivieron momentos de preocupación: la pérdida de su equipaje y las bicis. Y es que, el vuelo a Tallinn era con escala en Ámsterdam. Esta parada apenas era de 50 minutos y pasó lo que no querían. Ellos subieron al avión, pero su equipaje no, lo que complicó la preparación de la prueba. Bisquert y Donate iban con lo puesto. Era miércoles y el viernes debían dejar todo el material en puesto de carrera.

Relativamente, tenían tiempo por delante, quedaba día y medio, pero la situación se complicaba cuando llegado el jueves a mediodía, sólo habían recuperado las maletas pero no las bicis. Tras hablar con un director de la carrera consiguen que puedan solucionarles el problema sino llegan sus bicicletas, pero la prueba ya no sería lo mismo.

Iván y David siguen el rastro de sus bicis, hasta que finalmente, la noche del jueves consiguen recuperarlas. La mañana del viernes, en tiempo límite, realizan el montaje y bajo una intensa lluvia prueban su funcionamiento en apenas cinco minutos. Ahora si que sí, la suerte estaba echada.

Llegado el momento, los dos xabieros se posicionaron en la salida para afrontar uno de los retos de sus vidas, consiguiendo acabarlo, cruzar la línea de meta y posicionarse en el puesto 192 (Iván) y 339 (David) de casi un millar de participantes. Sin duda, la alegría y la satisfacción personal es única.

El gran apoyo

Ambos agradecen a todos los compañeros que les han ayudado y apoyado durante los últimos 365 días, para que este objetivo fuera cumplido; "damos las gracias a la grupeta por hacer rutas aburridas sólo por acompañarnos a hacer nuestro entrenamiento y no dejarnos solos en esto, a nuestro entrenador Adrián Peris por hacer que nuestra preparación, adaptarnos los entrenamientos para hacerlos juntos y como no, a tener una buena recuperación, sin todo ello, esto no hubiese sido posible", manifiestan los atletas de Xàbia.

Y es que, el mérito está en que Bisquert y Donate han sido dos de los 521 atletas (de los casi mil inscritos) que lograron finalizar el Ironman por delante del máximo de 17 horas de tiempo establecido.

¡Enhorabuena!

1 Comentario
  1. Francisco Javier dice:

    Enhorabuena para los dos.


28.803
0
9.411
1.040