Nuevas cepas de ‘Moscatel con los cinco sentidos’

La ruta de invierno “Moscatel con los cinco sentidos” del Proyecto BioMoscatell reunió a cerca de una veintena de participantes que degustaron el zumo en conversión ecológica en una casa tradicional, antes de comenzar la ruta por los campos de viñedos.

Los visitantes experimentaron, conocieron, degustaron y participaron de forma activa y directa. Un padre con su hija de dos años plantaron juntos una cepa, otros aprendieron técnicas de injerto de sarmientos. Mientras, algunos niños regaban viñas jóvenes.

Plantación de una cepa

Lo hicieron guiados por el grupo de agricultores locales BioMoscatell que están haciendo posible la recuperación de tradiciones y la apuesta por el cultivo ecológico como una alternativa económica.

Su premisa es evitar el abandono de las tierras y conseguir un producto saludable. Con esta misma motivación quieren trasladar personalmente este proyecto joven y abierto a los participantes. Es una forma directa de mostrarles su modo de trabajo, el objetivo del proyecto y sus valores cultural, paisajístico, económico y tradicional.

Los asistentes participaron en una cata de vinos, mistelas y una degustación de productos típicos dulces y salados, en un terreno con fabulosas vistas al mar Mediterráneo.

Los principales objetivos de esta actividad son, divulgar la tradición vitivinícola y el innovador proyecto en conversión ecológica de la uva de moscatel e implicar a los participantes.

La ruta da continuidad a la iniciativa de las visitas “Atardecer entre viñedos” durante la temporada de recolección de uva, en verano, con una muy buena aceptación.

Degustación de vino y mistela

Artículos Relacionados

Comentarios en "Nuevas cepas de ‘Moscatel con los cinco sentidos’"

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.    Cerrar